Proyecto BAM

Slide 1 Heading
Lorem ipsum dolor sit amet consectetur adipiscing elit dolor
Click Here
Slide 2 Heading
Lorem ipsum dolor sit amet consectetur adipiscing elit dolor
Click Here
Slide Heading
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Ut elit tellus, luctus nec ullamcorper mattis, pulvinar dapibus leo.
Click Here
Previous
Next

El acuerdo se ejecuta con un aporte de la UE de 16.34 millones de euros, y otros dos millones por parte de los productores locales beneficiarios del proyecto, el cual consta de tres componentes: crédito, asistencia técnica y mejora de las condiciones laborales.

 Este acuerdo viene a fortalecer los programas de fomento del banano que ejecuta Agricultura a favor de los productores nacionales, especialmente en la implementación de nuevas tecnologías, controles fitosanitarios y buenas prácticas agronómicas.

El funcionario informó que el acuerdo suscrito tendrá un tiempo de duración de cuatro años, y busca mejorar la organización del sector bananero dominicano, el cual observa un crecimiento sostenido en los últimos años.

También procura mejorar el acceso al financiamiento para los productores de banano, con la finalidad de desarrollar prácticas agrícolas más eficiente, amigables con el medio ambiente y orientadas desarrollo económico de las fincas.

Busca, además, mantener al país como líder en las exportaciones de banano orgánico y convencional  hacia los países europeos y otras partes del mundo, las cuales superaron el pasado año las 300 mil toneladas métricas, con una proyección a incrementarse en el 2013.

La firma se llevó a cabo en presencia, además, de los señores Víctor Peña, Domingo López, Luis Bonilla, Elnio Durán, Francisco Madera y Salvador Estévez, todos representantes de Adobanano.

  • ANTECEDENTES

    La industria bananera dominicana ha mostrado un fuerte dinamismo en la última década, aumentando rápidamente sus exportaciones, las cuales alcanzaron cerca de 310 mil toneladas en 2011. Uno de los factores que apoyaron este dinamismo fue la incorporación de la República Dominicana al Acuerdo Lomé IV, firmado entre la Unión Europea y los países de África, Caribe y Pacífico, llamados países ACP. El hecho de formar parte de los países ACP otorgó a la República Dominicana el acceso preferencial y libre de aranceles al mercado europeo, mientras que los otros países latinoamericanos productores de banano que no forman parte de los países ACP estaban sujetos a aranceles de €176 por tonelada exportada a Europa.

Esta favorable situación de mercado ha cambiado tras el Acuerdo de Ginebra sobre el Comercio de Banano (AGCB), firmado el 31 de mayo de 2010 entre la Unión Europea (UE) y Brasil, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Perú y Venezuela. El AGCB contempla el gradual desarme arancelario de las importaciones de la UE de este producto y un calendario de aplicación. La entrada en vigor de la aplicación del primer tramo de desarme arancelario reducirá el arancel de €176/t a €148/t, aplicándose con efectos retroactivos desde el 15 de diciembre de 2009, y llegará hasta los €114/t en 2017. Para los países que pertenecen al Acuerdo de Asociación UE-Centroamérica (Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Panamá) el arancel se reducirá hasta los €75/t en un plazo máximo que se establece para el 2020. Estos cambios en el régimen arancelario de la Unión Europea para las importaciones de banano implican una reducción del margen de preferencia para la República Dominicana y los otros países ACP productores de banano.

El incremento de los volúmenes embarcados en los últimos años no siempre ha ido acompañado de un aumento en la productividad y eficiencia de la producción. El crecimiento de las exportaciones se ha debido más al aumento de la extensión del área sembrada que al aumento de la tecnificación y de la productividad. El país ha aprovechado la ventaja de poder acceder a la Unión Europea libre de aranceles para colocar su banano en este mercado, lo que le ha permitido producir con unos márgenes de rentabilidad atractivos y garantizar un mercado seguro para la producción.

Sin embargo, tanto los productores como los especialistas del sector coinciden en que si no existe una notable mejoría en la productividad y eficiencia de toda la cadena de valor del banano en la República Dominicana, no hay muchas posibilidades de sobrevivir al cambio que se ha producido en el nuevo esquema de comercialización internacional del banano. Parece inevitable pensar que habrá productores de banano que, si no aumentan su competitividad a partir de este momento, tendrán que abandonar el sector a corto o medio plazo. De manera particular, se requiere un crecimiento sostenido en los rendimientos de las fincas bananeras y una reducción de los costos unitarios para que la rentabilidad de la industria se base en la competitividad de la misma y no en el acceso a mercados protegidos. Así mismo, la aparición de la enfermedad Sigatoka Negra ha generado enormes pérdidas en la industria bananera. Al aumento de productividad hay que añadir acciones de especialización y diversificación de cultivos para que se mantenga el máximo porcentaje de banano exportado y el empleo actual del sector.

Uno de los factores limitantes para enfrentar el problema de la baja productividad es la falta de financiamiento, como consecuencia de las dificultades de muchos productores de cumplir con los requisitos del sector financiero, incluyendo la falta de avales adecuados. En particular, la provisión de financiamiento es un factor clave para promover la expansión y competitividad de las unidades productivas en el sector bananero debido a la dependencia de los ciclos biológicos que alargan el período de recuperación del capital productivo, al uso intensivo del capital con elevados requisitos en inversiones y al carácter familiar de las explotaciones.
Aunque la oferta global de crédito en la República Dominicana supera los 550 mil millones de pesos, el sector agropecuario solo capta el tres por ciento de esa cartera. Esto hace necesaria la especialización de fuentes de financiamiento para satisfacer las necesidades del sector, tomando en cuenta los aspectos que limitan su acceso por parte de los productores agrícolas.

Desde el punto de vista social, hay que insistir en la importancia del sector del cultivo del banano como generador de empleo, ya que el uso de la mano de obra en regiones con altos niveles de pobreza ha permitido mejorar el nivel de vida de un elevado porcentaje de la población. Cabe destacar la relevancia del sector como refugio de una población emigrante procedente del damnificado Haití, quienes proceden de una zona que permanecerá sin alternativas laborales durante bastante tiempo y llegan a la República Dominicana en busca de un empleo. Se estima que el sector bananero genera 51.000 empleos directos, con un 66,3% de trabajadores haitianos y un 15% de mujeres. Desde un punto de vista laboral, existe un problema general de baja productividad del trabajo del sector. Esta baja productividad está asociada a problemas laborales, principalmente en cuanto a la regularización de lo trabajadores migrantes y al cumplimiento de la legislación laboral sobre la inscripción y el acceso a la seguridad social. El programa realizará actividades de capacitación de los trabajadores del banano. Sin embargo, los temas migratorios y de acceso a la seguridad social no forman parte de la presente convocatoria y serán tratados por otro componente del programa.

Con el fin de apoyar a la República Dominicana y otros países ACP proveedores de banano en sus procesos de ajuste, la Unión Europea (UE) aprobó el programa especial llamado “Medidas de Acompañamiento del Banano” (BAM), dirigido a los principales países productores de banano de los países del grupo ACP. El objetivo de las BAM es de mejorar la competitividad del sector de manera que permita compensar la pérdida de protección arancelaria que deriva del nuevo acuerdo de 2010 sobre el comercio del banano. Para acceder a estos fondos, los países que se benefician de las BAM han preparado estrategias nacionales que identifican los principales problemas, proponen acciones y cuantifican las inversiones necesarias para mejorar la competitividad del sector bananero para la adaptación del sector. La Estrategia Nacional del Sector del Banano para República Dominicana identificó una necesidad de inversiones de alrededor de 110 millones de USD. Al mismo tiempo, el país se beneficiará del programa BAM con una financiación de 16.34M€ procedentes de la UE, con un co-financiamiento de 2.00M€ de los productores de banano y con posibles co-financiamientos de otras instituciones relevantes. Es importante destacar que el proyecto BAM para la República Dominicana sólo cubrirá el 20% de las necesidades de las inversiones de la Estrategia Nacional, por lo que deben de identificarse fondos adicionales de otras fuentes con el fin de implementar toda la estrategia.

1.2. OBJETIVOS DEL PROGRAMA Y PRIORIDADES

El objetivo global de esta Convocatoria de Propuestas es aumentar la competitividad sostenible e inclusiva de la industria del banano en la República Dominicana.
Los objetivos específicos de esta Convocatoria de Propuestas son:

  1. A) Aumento de la productividad, competitividad y sustentabilidad ambiental de la producción del banano.
  2. B) Mejora de la organización del sector.
  3. C) Mejora del acceso a financiamiento de los productores de banano para desarrollar prácticas agrícolas más eficientes, amigables con el medio ambiente y orientadas al desarrollo económico de las fincas.

1.3. DOTACIÓN FINANCIERA ASIGNADA POR EL ÓRGANO DE CONTRATACIÓN
La cantidad indicativa global asignada a la presente Convocatoria de Propuestas asciende a 12,500,000 EUR. El Órgano de Contratación se reserva el derecho de no adjudicar todos los fondos diponibles.
Reparto indicativo de los fondos por lote:
Nº lote Descripción Monto (EUR)
1 A: Aumento de la productividad, competitividad y sustentabilidad ambiental de la producción del banano.
B: Mejora de la organización del sector. 5,500,000
2 Creación de una facilidad crediticia. 7,000,000
Total 12,500,000
Cuando la dotación prevista para un lote específico no pueda utilizarse dada la calidad insuficiente de las propuestas recibidas o su reducido número, el Órgano de Contratación se reserva el derecho de reasignar los fondos restantes a otro lote.
Cuantía de las subvenciones
Las subvenciones solicitadas dentro de la presente Convocatoria de Propuestas estarán comprendidas entre los siguientes importes mínimo y máximo:
Lote 1:
• Importe mínimo: 5,300,000 EUR.
• Importe máximo: 5,500,000 EUR.
Lote 2:
• Importe mínimo: 7,000,000 EUR.
• Importe máximo: 7,000,000 EUR.
Las subvenciones solicitadas dentro de la presente Convocatoria de Propuestas estarán comprendidas entre los siguientes porcentajes mínimo y máximo del total de gastos elegibles de la Acción:
Lote 1:
• Porcentaje mínimo: 70 % del total estimado de los costes elegibles de la acción.
• Porcentaje Máximo: 95% de los costes elegibles de la acción (ver también apartado 2.1.4.1).
Lote 2:
• Porcentaje mínimo: 51 % del total estimado de los costes elegibles de la acción.
• Porcentaje máximo: 95% de los costes elegibles de la acción (ver también apartado 2.1.4.2).

El saldo (es decir, la diferencia entre el coste total de la Acción y la contribución solicitada al Órgano de Contratación) deberá financiarse a partir de fuentes ajenas al presupuesto de la Unión Europea o el Fondo Europeo de Desarrollo .